Tomo, el león africano del Zoológico de Columbus, murió a los 15 años

0
69

Tomo murió mediante eutanasia el pasado miércoles 8 de mayo en el Columbus Zoo and Aquarium. El león africano sufría de varios malestares relacionados con el envejecimiento, pues contaba ya con 15 años -bastante avanzado para su especie, aun cuando los animales en cautiverio tienden a vivir más de lo natural y, en consecuencia, sufrir de este tipo de complicaciones-.

Según el zoológico, la calidad de vida de Tomo había disminuido de sobremanera. Durante largo tiempo, estuvo recibiendo atención médica hasta que decidieron practicarle la eutanasia.

Tomo llegó en 2006 a Columbus desde San Diego Zoo, en medio de una recomendación de crianza de la Association of Zoos and Aquariums, African Lion Species Survival Plan (SSP). En lo que duró su estancia, fue padre de tres cachorros de león. Es abuelo de 11 crías y bisabuelo de 5.

También protagonizó la escena mundial el pasado marzo, al ser uno de los primeros pacientes del Zoológico de Columbus en tener un escáner tomográfico de tipo CAT. El de Columbus es uno de los 10 zoológicos en el país en posesión de un escáner CAT. Con la ayuda de esta tecnología, Tomo pudo ser tratado por una infección en las encías.

La continua perdida de hábitat y el asesinato indiscriminado de la especie de leones africanos ha conllevado a un serio decrecimiento de su población, hasta el punto de ser considerado una especie en peligro de extinción. En las últimas décadas, el león africano re ha reducido en un 30-50%. En un estudio de 2004, se estimó una población salvaje de entre 16.500 y 47.000.