¿Qué son las alergias de primavera?

La primavera inspira a pintores, músicos y poetas. Es la antepuerta del verano, más que merecido tras hostiles épocas heladas y lluviosas. La primavera es sinónimo de flores, pastizales y animales de granja, pero también lo es -para unos menos suertudos- del polen y las alergias. Si usted sufre de alergias estacionales, échele un vistazo a estas recomendaciones para que pueda compartir el jubilo de la primavera:

¿Cómo opera?

  1. La principal causa de las alergias primaverales es el polen, liberado por árboles, pastos y flores.  
  2. El polen viaja a través del aire, y una vez aspirado por alguien alérgico, las defensas de nuestro organismo reaccionan.
  3. Una mala traducción de nuestro sistema inmunológico considera al polen como amenaza, por lo que procede a liberar anticuerpos para atacar a los elementos alérgenos.
  4. Nuestro cuerpo también libera algunos químicos naturales para luchar contra estas “amenazas”, como la histamina, que produce secreciones nasales, picazón en los ojos y toda la sintomatología regular de una alergia.

Fuentes de polen:

  • Los arboles pueden causar alergias ya que producen pequeñas células de polen, ligeras y secas, que pueden ser transportadas a grandes distancias a través de las brisas primaverales. Los arboles que más producen polen son el roble, arce, olmo, abedul, ciprés, nogal, cedro y álamo.
  • Las esporas de moho, principalmente la levadura y otros tipos de hongos, liberan semillas que son transportadas por el viento. El moho también causa síntomas típicos de alergia, como estornudos, congestión, secreción nasal u ojos llorosos que pican.

¿Cómo prevenirlo?

Limite su exposición al polen: algunas investigaciones apuntan a que el polen es más alto en las horas desde las 5:00 a.m. hasta las 10:00 a.m. Aunque no debe privarse de salir afuera, intente hacerlo en las horas de la tarde. Reduzca también sus rutinas de ejercicio al aire libre, y mantenga puertas y ventanas bien cerradas durante la noche.

Asegure la calidad del aire en interiores: considere adquirir un filtro de particulas de aire, y revise la eficiencia e higiene de los ductos de su sistema de aire acondicionado (HVAC), buena parte de las alergias es también causada por el polvo. Use deshumidificadores en la limpieza de su casa para mantener el aire seco y evitar la acumulación de partículas.

Higiene personal: mientras está afuera, muchas partículas indeseables como el polvo e incluso el polen puede adherírsele, por eso, lo ideal es que se duche apenas llegue a casa; también evitará que el polen llegue a otros lugares como muebles o camas. Las fibras sintéticas tienden a atraer el polen por su carga eléctrica. Las fibras naturales como el algodón, le mantendrán lejos de él.

Medicación: esta es la forma más usual de lidiar con las alergias primaverales. Recuerde ingerir la dosis y combinación correcta, de manera que obtenga los mejores resultados. Algunas consecuencias del uso a largo plazo de descongestionantes nasales podría causar congestiones de rebote.

Alimentación: aumente sus defensas mediante el consumo de alimentos como yogures con probióticos, frutas horneadas, especias, manzanas, vayas, uvas y, especialmente, cítricos. Algunos alimentos tienen propiedades antinflamatorias y efectos estimulantes para el sistema inmunológico.