Los errores más comunes en una entrevista de trabajo

0
99

Más allá de cualquier tipo de preparación para una entrevista laboral, existen limitaciones, muchas de ellas meramente personales o culturales, que podrían perjudicar nuestro éxito y presentación.

Súmese a esto que muy difícilmente encontraremos recursos o formación técnica para las entrevistas de trabajo, por lo que nuestras competencias solo se construyen con la ayuda de la experiencia o, acaso, las anécdotas de nuestra familia y amigos.

Bajo este panorama, alentamos a nuestros lectores a conocer estos tips generales para triunfar en la entrevista de trabajo y conseguir una impresión destacable.

Cuida la apariencia: Si, lamentablemente, todo entra por los ojos. O, por lo menos, para los empleadores, que utilizarán todo cuanto sea posible para hacerse una idea de nuestras actitudes para el trabajo. No importa el tipo de trabajo, siempre acude bien vestido para la entrevista, mucho mejor que lo harías para cualquier otra ocasión.

Mira fijo y escucha con atención: De sentido común, pero comúnmente olvidado. La costumbre de tener una red de allegados cercanos nos aleja de tener que usar ciertos mecanismos con desconocidos. Cuando estemos en una entrevista, debemos abordarla como una experiencia única. Mantén un diálogo fluido, directo, como en un juego de pelota: recibir y enviar.

Impuntualidad: No importa que no seas el único candidato o que tu horario no corresponda, siempre intenta llegar unos minutos antes, al menos con media hora de antelación. Con este gesto mostrarás que te importa la vacante y que relegas importancia al tiempo de los demás.

Se concreto: Cuida tus respuestas, cada una de ellas es una prueba de tus actitudes para el trabajo y de tu talento. Cada vez que responde, piensa que están evaluándote, tomando nota rigurosa de las palabas que empleas y de los gestos con que a las acompañas. Al dar una respuesta, procura mostrar sencillez, coherencia y dirección.